Girlfriend Experience | Novia de Alquiler

Cuando decimos que ofrecemos un servicio Girlfriend Experience nos referimos a esto (lo he copiado del Wikipedia, sí, a veces soy un poco perra/vaguna):

Una girlfriend experience (en inglés conocida por el acrónimo GFE) es un tipo de servicio que una escort ofrece, cuya característica principal es la inclusión de un comportamiento en el que ésta actúa como novia o esposa del cliente.

DESCRIPCIÓN DEL SERVICIO

La “girlfriend experience” supone una mayor interacción personal en comparación con los servicios ofrecidos por una prostituta; cabe destacar que el grado de interacción cambia dependiendo de la persona. La característica principal es que no existe una prioridad principal en tener sexo, sino tener una experiencia más íntima y personal.

Las sesiones suelen durar más que un servicio normal, “sin prisa”; lo que significa que la prostituta utiliza todo el tiempo contratado en lugar de reducir la sesión al tiempo empleado en el coito. Los servicios incluidos en una GFE son besos, caricias, coqueteo y juego sexual.

Una prostituta que ofrece los servicios de una “girlfriend experience” implica que ofrece beso francés con lengua, “servicio completo” (coito, felación y cunnilingus), ambos con o sin protección.

Ahora yo me pregunto, ¿en castellano se diría “Novia de Alquiler”? ¿”Experiencia Novia”? La verdad es que no encuentro un nombre que quede tan bien como en inglés “Girlfriend Experience”.

Es difícil para algunas escorts explicar que realizamos un tipo de servicio que no tiene nada que ver con lo que la sociedad entiende por prostitución. Está incluido en ella, se llama prostitución igual, ya que además de compañía ofrecemos sexo. Pero para nada es sexo a cambio de dinero. Al menos para mi.

Estuve unos días utilizando una aplicación para conocer supuestos ricos llamados “Sugar Daddies”. No funcionó. Puede que con más paciencia consiguiera conocer a alguien, pero Santa Paciencia, eres demasiado santa para mi. ¿Y por qué os cuento esto? Porque el funcionamiento es bastante así:

  • Hablar, coquetear, tiempo, tiempo, tiempo…
  • Por supuesto que no sepan que eres una “profesional” ya que ellos no quieren eso, por Dios que no vayan a ir al infierno…
  • Tu no eres una profesional, por lo que vas a pasarte horas hablando con el supuesto Sugar Daddy, incluso vas a quedar (de gratis), y luego si estás dispuesta a acostarte con él, él decidirá como te “compensa”. Al menos esto es lo que tengo entendido.

Solamente quedé con uno, para probar. Iba de salvador, como si tuviese todas las respuestas a mis preguntas y me fuese a ayudar a crecer como persona. Iba soltando que después de todo lo que él me ayudaría yo le debería algo. Osea que flipaba un rato. Me comentó que en esa aplicación había muchas prostitutas, que seguro que los Sugar Daddies me habían ofrecido dinero. Y yo le dije que no. “Ojalá” pensé… (Ya que ofrecían viajes e historias pero sobre dinero no hablaban mucho). Le dije que me parecería súper fuerte pasar horas charlando con un tío de la aplicación, quedar, cenar, etc. y que luego me ofreciese dinero solamente por el “sexo” con él. Le dije que yo le cobraría por el tiempo de la cita entera, no solo por el “sexo”.

Si es que tiene gracia el asunto. No sé si entendéis a dónde quiero llegar.

Damas y caballeros, el sexo forma parte de nuestra vida, gracias al sexo tú estás aquí. Pero no se trata solamente de lo que imaginas. El sexo no es solo mete saca, el sexo incluye mil historias más donde el mete saca, la mayor parte de las veces, queda en segundo plano.

LanaLymJuliol6

Un beso encantos!

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s